miércoles, 21 de enero de 2015

Muerte en La Fenice


Título: Muerte en La Fenice
Autor: Donna Leon
Edición: Seix Barral, 2003
Número de páginas: 283
ISBN: 84-322-1979-7

Sinopsis…

El renombrado director de orquesta Helmut Wellauer aparece muerto, envenenado con cianuro potásico, durante una representación de La Traviata en el célebre teatro veneciano de La Fenice. Hasta el comisario Guido Brunetti, acostumbrado a la laberíntica criminalidad de Venecia, se asombra de la cantidad de enemigos que el músico ha dejado en su camino a la cumbre. Pero, ¿cuántos tenían motivos suficientes para matarle?

Sobre la autora…

Donna Leon nació en New Jersey en 1942. Estudió en Perugia y Siena. Trabajó como guía turística en Roma, como redactora de textos publicitarios en Londres y como profesora en distintas escuelas norteamericanas en Europa y en Asia. Protagonizadas por el comisario Brunetti, ha publicado varias novelas; las cuales se han traducido a veintitrés idiomas, incluido el chino. Desde 1981 reside en Venecia.

Mi opinión…

Esta es la segunda novela que leo de esta autora quien no llega a convertirse en uno de mis escritores de cabecera, aunque sus novelas no me disgustan.

Estamos en Venecia. Durante la representación de la célebre ópera de Verdi, La Traviata, encuentran muerto al director musical de la misma, el más que conocido y respetado Helmut Wellauer. Hasta aquí todo parece normal, sin embargo en las primeras investigaciones se descubre que el director ha sido envenenado con cianuro. ¿Quién deseaba la muerte de este casi venerado personaje?

El encargado de dar la respuesta a esta pregunta es el inspector Brunetti, personaje principal en muchas de las novelas de la autora. De este inspector destaca su personalidad, es tranquilo, sosegado y muy humano. Brunetti escapa al estereotipo de otros investigadores, y él se centra en escuchar las opiniones de las personas que tiene más cerca, como su esposa Paola, porque hay veces que la respuesta la tenemos de forma muy sencilla y si necesidad de seguir ningún tipo de protocolo.

Aunque sorprende la muerte del músico, sorprende mucho más la personalidad del mismo y con ello la larga lista de interesados en hacerlo desaparecer. Y es que Wellauer no era tan  querido ni tan respetado como se creía. Conociendo al director no es de extrañar que sobren candidatos para acabar con él…y es que Wellauer era homófobo, prepotente, egoísta, con un pasado que lo vinculaba con los nazis y una faceta muy oscura que se descubre al desenterrar viejas historias del pasado.

En cuanto a los personajes, al margen de Brunetti y Wellauer, nos encontramos con varios candidatos a ostentar el honor de haber acabado con la víctima. Así, tenemos a un director teatral, Santore, quien había tenido sus más y sus menos con el fallecido por ser gay; Flavia Petrelli, soprano de fama internacional quien había discutido en varias ocasiones con Wellauer quien le acusa de llevar una relación clandestina con su secretaria, una americana llamada Brett Lynch, y que le puede costar la pérdida de la custodia de sus hijos; la propia viuda de Wellauer, una joven húngara o Clemenza Santina, una anciana que vive en la más absoluta de las miserias , que en su juventud fue una conocida cantante italiana y terminó perdiéndolo todo por…Wellauer  ¿Quién es el asesino del director de orquesta?

La trama transcurre de forma lineal, careciendo de los típicos giros que van proporcionándonos las novelas policíacas. Pero ello no impide que la sorpresa final esté asegurada y me haya deslumbrado con nuevos datos. Y no sigo más que aún meteré un spoiler como una casa y os fastidiaré la novela…


Resumiendo, aunque Donna Leon no consigue encandilarme como lo puedan llegar a hacer otros autores de novela negra, sí he de reconocerle su maestría a la hora de dar un giro espectacular a la historia y el introducir en la misma feos aspectos de la sociedad actual como es el caso de la doble moral. Es el segundo libro que leo de esta escritora y también son ya dos las veces que me encuentro con Brunetti, un personaje que cada vez me gusta más por esa sensatez y esa humanidad que posee.  Una historia que merece la pena ser leída pues creo que os va a gustar. 


  • Imágenes tomadas de Google 
  • Datos sobre la autora y sinopsis, tomados de la misma obra 

8 comentarios:

  1. Yo tengo muchas ganas de leer a esta autora. No he leído nada de ella.

    ResponderEliminar
  2. A mí las novelas de Donna Leon no me terminan de convencer... Lo cierto es que no están mal para pasar un buen rato, pero al final siempre me quedo un poco indiferente. La verdad es que ésta novela tampoco me llama especialmente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con la anterior novela que leí de esta autora, Justicia Uniforme, me pasó eso : me dejó indiferente. Esta me ha sorprendido un poco más, aunque confieso que sigue sin estar entre mis autores favoritos.

      Eliminar
  3. Yo con esta autora no he probado pero sí que tengo ganas de leerla y además tengo un título suyo en la estantería
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Tengo algo de esta autora en casa, pero todavía no lo he leído. Parece, por tu reseña, que no entusiasma pero se lee bien...
    Beso,

    ResponderEliminar
  5. He leído una o dos novelas de la autora y no me disgusta, pero tampoco es que me entusiasme. Un beso.

    ResponderEliminar
  6. Aún no me he estrenado con esta autora pero tampoco me llama de forma especial.

    ResponderEliminar
  7. No me termina de convencer esta novela. Para mi, los giros le dan bastante vidilla a las novelas de este género. Veo que es una autora que se lee bastante pero sus novelas no me atraen mucho. Besos.

    ResponderEliminar

-No publicaré comentarios que incluyan invitaciones a otros blogs. Si me interesa vuestro espacio, no os preocupéis que ya os seguiré.No hace falta que me lo digáis...

-No publicaré comentarios que contengan algún tipo de enlace ni aquellos que se basen en el "si me sigues, te sigo"

- Si queréis hablarme de vuestras obras, tenéis un email al que dirigirse. No publicaré ningún comentario de promoción.

-Siempre respeta las opiniones de los demás, si no tu comentario quedará eliminado antes de publicarse.